Invertebrados Peligrosos (1) Viuda Marrón

Actualmente se están reportando casos sobre picaduras de arañas y otros animales ponzoñosos que están preocupando a la comunidad. En este espacio trataremos sobre algunos de estos peligrosos invertebrados comenzando con las ¡temidas arañas!

LA VIUDA MARRÓN

El pasado 13 de octubre, por pedido de una institución del Estado, se me entregó con preocupación una araña que había picado a una persona en el centro del país. De acuerdo a la información preliminar me indicaron que se trataba de una viuda negra, y que querían corroborar su identificación.

Identificación

Luego de trabajar varias horas bajo el estereomicroscopio, e intentar tomar algunas fotos de la inquieta araña, se logró determinar que se trataba de una viuda marrón de la familia Theridiidae, cuyo nombre científico es Latrodectus geometricus Koch, 1841.

 

Las hembras de L. geometricus son muy variables en sus patrones de color y pueden ser casi blancas, grises, pardas, marrones o casi negras como el espécimen estudiado. A diferencia de la viuda negra cuya mancha en forma de reloj de arena es de color rojo, en la viuda marrón es de color anaranjado; y, además, en el dorso del abdomen del espécimen estudiado presenta cuatro grupos de manchas anaranjadas transversales. Al estereomicroscopio se puede observar que las patas presentan variaciones en la intensidad del color marrón a modo de bandas tenues. La coloración está asociada al sitio donde usualmente se refugia. Presentan dimorfismo sexual, los machos son más pequeños y alargados que las hembras.

Latrodectus geométricus

                                

Vista dorsal

Vista Ventral

 

Para refugiarse prefieren cúmulos de maleza, hojas secas, madera apilada y cielos rasos de casas viejas. Las viudas marrones hembras no son agresivas, por lo general se retiran a su refugio cuando son perturbadas. Si la red que tejen es destruida, las arañas se dejan caer fingiendo su muerte (fenómeno conocido como thanatosis), por lo que las picaduras a humanos son extremadamente raras y ocurren cuando accidentalmente son aprisionadas con las manos.

Las arañas de la familia Theridiidae son esbeltas, de patas largas, cefalotórax pequeño y abdomen globoso. Suelen ser confundidas con arañas de la familia Araneidae que tienen una morfología semejante pero son más grandes. Sin embargo la telaraña que teje la primera es caótica y tridimensional, en cambio la segunda es una red de tipo orbicular y bidimensional.

 

                                             Familia Theridiidae                                       

             

Familia Araneidae

 

Peligrosidad

El veneno que inyectan es una alfa Latrodotoxina de efecto neurotóxico y es el mismo que posee la viuda negra (Latrodectus mactans) de Norteamérica, solo que al parecer es inyectado en menor concentración (aprox. 0,43 mg/kg), por lo que los casos graves reportados de picadura por viuda marrón son extremadamente raros, encontrándose asociados principalmente a la capacidad inmune de la persona y a su salud en el momento de la picadura.

 

Distribución

La viuda marrón fue descrita originalmente de Sur América, aunque se cree es nativa de Sur África. Actualmente se sabe que es una especie cosmopolita distribuida en casi todo el mundo, a diferencia de la más conocida y temida viuda negra (Latrodectus mactans), con la que usualmente es confundida y que está distribuida únicamente en Norte y parte de Centro América. Se sospecha que esta especie ha sido introducida en el país.

 

En Ecuador, L. geometricus, se encuentra en las Islas Galápagos junto con L. apicalis Butler, 1877. En la zona continental se encuentra en los bosques secos de la Costa junto con L. curacaviensis (Müller, 1776) de distribución sur americana. También existen reportes de su presencia en varias zonas secas del Callejón Interandino; sin embargo, estos reportes no han sido identificados adecuadamente y puede ser que hayan sido confundidos con Steatoda grossa (Koch, 1838), integrante de la misma familia que se encuentra más ampliamente difundida y es de menor peligrosidad.

 

Recomendaciones

Cuando uno observe una araña que se parezca a la descrita, no debe asustarse ni generar alarma. Los casos de picadura en el país usualmente son raros y se producen por accidente. Durante muchos años hemos convivido con este tipo de invertebrados sin problema por lo que sugerimos evitar aplicar procesos de control como fumigación agresiva, pues este tipo de tratamiento puede afectar a otros animales que son benéficos y no generan ningún daño. El mejor recurso es una buena limpieza de las áreas donde se podría refugiar, acceder a buena información y educar adecuadamente a todas las personas. En el caso extremo de darse una picadura, reconocer los síntomas y transportar a la persona afectada a un centro de salud para que sea evaluado y estabilizado.